El PSOE promete eliminar el arresto de los militares por falta administrativa sin resolución judicial

Promete regular por ley la estabilidad financiera de la Defensa y revisar el mantenimiento del material

El PSOE se compromete a modificar el régimen disciplinario militar con el objetivo de que los uniformados no puedan ser privados de libertad por faltas administrativas sin una resolución judicial, al contrario de lo que ocurre con la legislación actual, según la cual la privación de libertad se aplica inmediatamente después de que el superior determine la sanción.

Así figura en el programa electoral del PSOE, que dedica un amplio apartado a sus propuestas en materia de seguridad y defensa. En este capítulo, los socialistas dejan claro que «las Fuerzas Armadas están al servicio de la sociedad y desempeñan una extraordinaria misión en la defensa de la paz y la seguridad en el mundo».

Pero recalca que lo que quiere el PSOE son «unas Fuerzas Armadas con los recursos humanos y materiales suficientes para desarrollar sus operaciones, transparentes en su gestión y actuación, y altamente formadas y cualificadas».

De este modo, el PSOE promete que, si gobierna, aprobará una ley de programación presupuestaria plurianual de la Defensa nacional hasta 2020 que asegure su estabilidad financiera dentro de las disponibilidades económicas de España.

Además de esto, la ley que plantean los socialistas tiene el objetivo de poder «recuperar las capacidades militares necesarias en adiestramiento y operatividad para el cumplimiento de las misiones que tienen encomendadas las Fuerzas Armadas, incrementando el nivel de alistamiento».

PROGRAMA DE RENOVACIÓN DE MATERIAL

Esta programación presupuestaria contemplaría las partidas necesarias para garantizar el adecuado mantenimiento del material utilizado por las Fuerzas Armadas, para lo cual se propone revisar los programas de mantenimiento, establecer un programa de renovación del material que vaya a quedar obsoleto y tener en cuenta el coste del mantenimiento del material que se vaya a adquirir para poder incorporarlo a las previsiones presupuestarias.

Las medidas que proponen los socialistas se derivan de las críticas que ha acumulado el sistema de financiación de los programas de armamento durante esta legislatura, que se han ido pagando a través de créditos extraordinarios, de más de 800 millones de euros cada uno, aprobados siempre al margen del presupuesto oficial del Ministerio de Defensa.

Asimismo, el PSOE ve conveniente realizar un «plan de reestructuración orgánica y de infraestructuras de la Defensa para fijar las capacidades militares que requiere la Defensa nacional hasta 2025 y las necesidades consiguientes de cuadros de mando, tropa y marinería, personal civil y reservistas».

CARRERA PARA TROPA Y MARINERÍA

También plantea «realizar la promoción interna de los militares de carrera, cualquiera que sea su procedencia o empleo, mediante procedimientos de evaluación públicos y transparentes» y, como una de las medidas más novedosas, «dotar a los militares profesionales de tropa y marinería de una carrera profesional completa» y «establecer un sistema integral para lograr la inserción laboral del personal de tropa y marinería que termine su compromiso con las Fuerzas Armadas».

Además, se compromete a «potenciar el papel de la mujer» en las Fuerzas Armadas, «asegurar su promoción en las escalas de mando en condiciones de igualdad» y «erradicar toda manifestación de acoso sexual y laboral y sancionar con ejemplaridad los supuestos en que se produzcan».

En el ámbito jurídico, el PSOE propone «homologar la jurisdicción militar a los demás órdenes jurisdiccionales» y tomar medidas para avanzar en la «plena garantía de independencia de los integrantes de los órganos judiciales militares» a través de varias vías como «garantizar la inamovilidad de quienes desempeñen funciones judiciales en los órganos de la jurisdicción militar» y «someter en exclusiva a las personas que forman parte de la jurisdicción militar al régimen sancionador previsto para jueces y magistrados en la Ley Orgánica del Poder Judicial».

Fuente: Telecinco