EDM entrevista al Representante de la AMTM ante el Consejo de Personal

Entrevistamos hoy al Representante de la AMTM en el Consejo de Personal de las Fuerzas Armadas D. JOSE GOMEZ NAVARRO, que es Licenciado en Derecho por la Universidad de Sevilla destinado en el Acuartelamiento de Tablada en Sevilla perteneciente al Ejercito del Aire.

EDM: ¿Que consideración le merece no poder acudir a la primera reunión del Consejo de Personal prevista para finales de octubre?

 JGN: Buenas tardes: como supongo ya sabrá, según la normativa vigente, para haber estado en el Consejo en su reunión inaugural hubiera sido necesario que nuestra joven asociación hubiera tenido más de mil doscientos socios prácticamente desde en el mismo momento de su creación, y eso hubiera sido algo prácticamente imposible.

El sistema está regulado así y nosotros lo asumimos, aunque no lo compartimos, pero desde luego lo que si queda claro y nadie nos puede discutir es que no se garantiza por ahora como dice la Ley, una debida representatividad de todas las escalas en esta primera reunión inaugural del Consejo.

Le pongo un ejemplo: seis suboficiales de dos asociaciones, cuya escala supone aproximadamente el veinte por ciento de los miembros de las FAS, nos representan a todos los militares.

A día de hoy, y gracias al ritmo en que crecen nuestros socios, prácticamente podemos decir que el próximo año, a partir de enero de 2013, seremos miembros de pleno derecho del Consejo de Personal, y la balanza comenzará a equilibrarse.

 EDM: ¿Cree usted que su labor en el Consejo de Personal servirá para algo?

JGN: Como usted comprenderá, si creyera que mi labor no servirá de nada, no estaría haciendo esta entrevista como Representante de AMTM en el Consejo.

Si alguien tiene dudas de esto, seguro que no es de nuestra asociación.

Tenemos muy claro que nuestra actitud será de colaboración absoluta con Defensa, para conseguir mejorar las condiciones de vida y trabajo de la Tropa y la actual gestión de personal en Defensa.

Mire usted, aún hoy día puedo decir que creo profundamente en la justicia, y también que sé que es de justicia que alguien de mi Escala por fin pueda hacer algo tan sencillo, pero tan difícil a la vez en nuestro trabajo como poder asesorar directamente a quien dirige y gestiona nuestra política de personal, y dejar claro que tenemos muchas cosas que decir, y que nunca nadie las ha tenido en cuenta.

 EDM: ¿Qué opinión le merece el exagerado retraso en la creación del Consejo de Personal y el Observatorio de la Vida Militar?

JGN: Si no fuera una persona bastante confiada, diría que se ha dilatado el tema para poder sacar adelante varias normas cuyo debate en el Consejo hubiera sido cuanto menos controvertido, como por ejemplo el Anteproyecto del Régimen Disciplinario, y que ello hubiera implicado pasar el filtro político del aún inédito Observatorio de la Vida Militar.

Quizás existen otros motivos que se nos escapan, pero es difícil para nosotros pensar otra cosa.

Permítame una broma: también al Ministerio, como a todos nosotros, ha de aplicársele el principio de “la presunción de inocencia”.

 EDM: ¿Cree que los acuerdos que se alcancen en el Consejo de Personal servirán de algo al no estar constituido el Observatorio de la vida militar?

JGN: Como puede observarse claramente, a la fecha en que estamos el Consejo se va a constituir con casi un año de retraso, gracias sobre todo a las presiones de las Asociaciones y de las diferentes fuerzas políticas, pero no tendrá en sí mismo sentido hasta que sus propuestas puedan ser evaluadas por el Observatorio de la Vida Militar, se aprecie o no su viabilidad, y las propuestas puedan ser transformadas en proyectos normativos consensuados y reales.

Nos consta que el Reglamento del Observatorio está ya gestándose, de tal forma que esperamos que se cree de forma inminente.

 EDM: A nivel personal, ¿qué cree que le indigna más como militar de la escala de tropa?

JGN: Mire, la pregunta tiene su enjundia y es bastante comprometida de responder en una entrevista pública, pero le voy a contestar sinceramente: en mi caso, y después de casi veintisiete años de profesión, lo que más me indigna como militar y como persona, (y ya lo creo que me indignan muchas cosas que pasan en nuestro Ejército), es trabajar en un entorno en el que solamente se permite valorar a las personas por el empleo que ostentan y no por las capacidades que demuestran. No existe un sistema objetivo que valore y fomente la preparación y el esfuerzo a la hora de ejercer el derecho constitucional que tiene todo empleado público de promocionar.

Le pongo dos ejemplos: ha habido años en los que personas de mi escala, con muy pocos años de servicio, mal conceptuados por sus jefes y por sus compañeros, han accedido a la academia de suboficiales con notas ridículas, casi firmando el examen en blanco. Por otro lado hay compañeros que no pueden ascender en su misma escala con conceptuaciones y puntuaciones sobresalientes, y tampoco pueden promocionar a otra escala porque tienen más de treinta años de edad y más de una década de servicio. La carrera militar de la tropa es una ficción, y créame que no lo digo en broma.

El sistema de promoción es absolutamente desmotivante, injusto, interesado y contrario a Derecho. No puede seguir así, tiene que cambiar urgentemente, porque como se dice en los entierros: se nos van los mejores.

Y eso tampoco eso interesa a Defensa, ¿o sí?

 EDM: ¿Considera usted que la escala de tropa es tratada en igualdad de condiciones que el resto de escalas?

JGN: Taxativamente no.

A la Escala de Tropa, y para que usted lo entienda, se le sigue tratando en muchas casos como se trataba a los soldados de reemplazo durante el servicio militar obligatorio de finales del siglo pasado.

Se nos discrimina en todo: en derechos sociales y laborales de todo tipo, en las posibilidades formativas, en la valoración de nuestros títulos académicos, en el tipo de promoción a otras escalas con la imposición de los límites de edad y del número de convocatorias, en la uniformidad, en cuestiones económicas que premian el esfuerzo y la dedicación del militar, en el trato humano, y en un largo etcétera de facetas que resultaría imposible exponer aquí.

 A los mandos se les enseña en las academias el ejercicio del mando, la disciplina, y el distanciamiento para con la tropa, para lograr con ello la mayor operatividad y efectividad de las fuerzas que manda, pero no se le enseña porque no interesa, que esos valores castrenses tan importantes y sacrosantos, nunca pueden estar por encima de los Derechos Fundamentales que consagra el estado de derecho, y que muchas veces se dejan de lado, incluso con respaldo de normas apoyadas básicamente en los conceptos jurídicos indeterminados, que interesa mantener a toda costa.

Y, no lo digo yo, lo acaba de confirmar el Consejo General del Poder Judicial, al emitir su informe sobre el Anteproyecto de Régimen Disciplinario, que obviamente va a tener que rehacerse prácticamente de nuevo.

EDM: ¿Que le motiva de pertenecer a la AMTM?

JGN: Me motivan muchas cosas, pero sobre todo una: somos una asociación creada por y para trabajar por nuestra gente, por la Escala de Tropa.

Estamos formados por gente que elige un camino por vocación, y que no tiene porque soportar el desprecio, el olvido, y la discriminación del Ministerio de Defensa.

Ahora, con AMTM en el Consejo de Personal, vamos a dejar claro en todo momento que tenemos dignidad suficiente para participar en la política de personal que nos afecta directamente.

Permítame que le diga una cosa: yo seré el primero en denunciar si nuestro trabajo en el Consejo se deja de lado y no se tiene en cuenta, porque no es eso lo que dispone la Ley. Nuestra asociación la cumple siempre estrictamente, nos beneficie o nos perjudique, y por eso vamos a exigir que Defensa también la cumpla tan estrictamente como a nosotros se nos exige.

 EDM: ¿Cómo se siente ante la responsabilidad que va a asumir en breve?

 JGN: Mire usted, tengo que decirle que nervioso e ilusionado. 

Le digo porqué: nervioso porque como se podrá imaginar, estoy convencido de que seré el primer miembro de mi escala que podrá estar en el Consejo para ayudar a mejorar las Fuerzas Armadas, y espero poder estar a la altura de las circunstancias.

Eso es una responsabilidad y un honor que no tiene todo el mundo, como usted comprenderá…

Por otro lado estoy ilusionado, porque creo firmemente que cuando nuestros mandos participantes en el Consejo se den cuenta de nuestra actitud constructiva, van a descubrir que solamente queremos ayudar para que las cosas mejoren para todos los militares, acercándoles una realidad que estamos seguros no conocen de primera mano, aunque ellos crean que sí.  Y, creo que eso puede cambiar por fin las cosas.

 EDM: ¿Quiere decir usted algo para terminar?

 JGN: Sí, creo que es el momento de los agradecimientos:

Me gustaría agradecer de corazón la confianza depositada por todos los asociados tanto en mis compañeros Lamberto y Jaime como en mí mismo, para representarlos en el Consejo de Personal, donde todos nos vamos a jugar tanto en el futuro. 

Por supuesto, tengo que agradecer también a mi familia la paciencia con que lleva mi dedicación al trabajo en la asociación, que me quita directamente un tiempo que debería compartir con ellos.

Y por último, gracias a ustedes por darme la oportunidad de expresarme tan libremente en vuestro diario.

Desde EDM | El Diario Militar, queremos agradecer a Pepe; como familiarmente nos pide que le llamemos; pues nos quiere destacar desde el principio de nuestra entrevista, que ajenamente a lo que se pudiera pensar las personas que ocupan cargos de responsabilidad en las Asociaciones no son personas de otro planeta, ni que destaquen en nada en particular, son simplemente personas que conceden su tiempo y su esfuerzo a cambio de mejorar la actual situación, sin esperar nada a cambio y exponiendose publicamente a la critica y a la evaluación asociativa de sus acciones u omisiones.

Nos pusimos igualmente en contacto con el Primer Suplente del Sr.Navarro, D. Lamberto Sesa Baños destinado en el Cuartel General de la Armada en Madrid, quién nos explicó que ambos habían sido designados mediante unas elecciones para que fuesen los socios quienes decidieran sus representantes de la AMTM en el Consejo de Personal.

El Sr. Sesa Baños, es especialista en gestión administrativa y se presentó voluntariamente para ocupar el puesto de representante para ayudar a su escala y acabar con los desequilibrios que observaba en la aplicación de las normas  que afectan sobre todo a la Tropa y Marinería.

Y por último el Segundo suplente del Sr. Navarro, es D. Jaime Viñets Campderros, destinado en la Tercera Suige del Ejercito de Tierra en Barcelona, que preside una asociación de veteranos integrada en organismos europeos y es gran conocedor de la problemática existente en las Fuerzas Armadas y en el Ejército de Tierra.

Los tres representarán a la AMTM en el Consejo de Personal, conjuntamente con los tres representantes de AUME y ASFASPRO en las reuniones de dicho Consejo a partir del año que viene.

J.R.D.

Los comentarios están cerrados.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Ver
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: