Juan Español»Tenia que decirlo»

Tenía que decirlo, si no iba a reventar, y desde mi posición ya de civil y de la oportunidad que este medio me da, quiero expresar mi punto de vista por este medio, sobre el gobierno en el estado de alarma y las asociaciones militares, ya que los que “tenemos la suerte de teletrabajar” estamos a su vez dependiendo de las conexiones.

Para poner en antecedentes, he de decir que escribo esto el domingo, llevando el fin de semana adelantando trabajo desde casa para el lunes, curiosamente y de forma previsible cuando me voy a quedar solo en casa con los pequeños.

A mi parecer todo lo que se ha hecho desde las Autoridades para la contención del Coronavirus, han sido insuficientes y han llegado tarde, entiendo que el Gobierno de la noche a la mañana no pueda declarar un Estado de Alarma, y de repente, lo que debería haber sido un estado progresivo desde que se empezaron a tomar medidas en otros países, y no hacer el tonto ni políticas con la salubridad de la gente, ahora todo el mundo desconoce la magnitud de todo esto, porque nos ha pillado de improvisto y siempre hay descerebrados que hacen caso omiso, más si cabe, cuando ven a un Vicepresidente que está en cuarentena asistir a una reunión sin visiblemente medidas de protección. Entiendo que ahora mismo muchos de los que hemos dado nuestros votos a este “gobierno de coalición” nos echemos las manos a la cabeza al ver tanta incompetencia de las personas a las que nosotros, los ciudadanos, otorgamos poderes para que den soluciones a la población cuando ocurren estas catástrofes, nos estamos dando cuenta, que nuestro voto debe ir  a personal cualificado y preparado que sepan solucionar nuestra situación y cortar de raíz lo que a nivel mundial se estaba ya previniendo.

Esto también está pasando con las asociaciones militares, que muchos de los que están asociados a las mismas están viniendo el oportunismo de unos y la paciencia de otros, los cuales quiero repasar desde mi punto de mi vista, he de decir que hasta que cesé en las Fuerzas Armadas, fui un asociado más a la UMT, de lo cual no me arrepiento ni un segundo y que soy, en la actualidad del porcentaje de RED que no volveríamos al Ejército ni aunque nos pagaran la hipoteca.

Por lo que he visto en estos días:

De AUME y ASFASPRO: Nada. Ni se les espera, mejor que no vayan y “molesten” a quienes gobiernan y se queden sin una concejalía.

De ATME: Tonterías, muchas, yendo a la desesperada a sacar tajada (socios) hasta debajo de las piedras porque una asociación de Tropa les está adelantando por la derecha con todos los medios económicos que se les suponen que tienen, tonterías tales como aprovechar cualquier situación para cargar contra una asociación y luego esconderse cuando les ponen en su sitio, tonterías como la de aprovechar la conyuntura para decir que solicitan algo que nunca reclaman y se reúnen mientras con quienes les han dado la espalda. Tonterías cuando en dos años han copiado todas y cada una de las propuestas de mejora de otra asociación a la que no pueden ni ver, porque tienen más valores y entienden el movimiento asociativo como lo que es, como prueba está todas las veces que han modificado “su modelo de carrera militar” que no somos tontos , que lo tienen en su web abierta, solo para conseguir no quedarse aislados, lo que les está acercando a una asociación que han repudiado y que solo la quieren para intentar seguir sentados en una mesa, donde solo los de siempre están “levantando el mantel”.

45 Sin Despidos: Que decir de lo que he visto, populismo al máximo nivel, nunca me imaginé que se haría tanto el ridículo y correr un riesgo innecesario de contagio del COVID-19 ( a ver si también ponen bien el nombre en sus documentos oficiales)  por afán de protagonismos y mantenerse al lado de lo que su jefe, porque es un jefe no un líder, quiere ser. Llegando a ser capaces, espero que por desconocimiento a “invitar” a los militares con hijos, y darles a entender que “solicitando el deber inexcusable”  e incitar a “escaqueos” poniendo en riesgo la carrera del militar que le haga caso.- Aquí un inciso, no sabía que representaban a las tres escalas, hay que tenerlos cuadrados.-  cada vez se demuestra más que de ser un grupo de telegram a ser una asociación, hay una gran diferencia.

AUMPE y AMTM: Desaparecidas.- Desconocía que AUMPE existiera la verdad.- y de AMTM  lo único que sé es cuando OKDiario se mete con el representante registrado en Defensa o, cuando confunden un recurso de amparo con una demanda por la Eventualidad, por lo que no puedo hablar.

ASOENFAS: Bien, se nota que son sanitarios, dando luz e informando de toda esta situación excepcional que estamos viviendo en España.

APROFAS: Juegan en otra liga, lo mismo es que ellos no tienen hijos y son inmunes. Habría que estudiarlo.

UMT: Como siempre, y tengo que sacar pecho, UMT mantiene esa serenidad para con sus asociados y el resto de militares, ahí están, sin meterse en berenjenales con el resto y sacando más proyectos que nadie, tanto para el personal activo, como los RED, donde ya han conseguido dos mejoras, y donde la totalidad de sus propuestas van encaminadas a defender a la Tropa y Marinería y no a ellos mismos. No voy a decir lo de gratis porque encima lo de esta gente no tiene simil asociativo.  Han sido los únicos que han salido a explicar lo que es un estado de alarma, los únicos que se han tomado la molestia de explicar al resto las cagadas y no pequeñas, que desde otras asociaciones daban a entender, como el deber inexcusable o una posible activación del personal RED solo para evitar que nadie pueda sufrir consecuencias por hacer caso a personas que solo piensan en su ombligo y utilizan cualquier excusa para hacer y repetir un discurso aprendido «de carrerilla» pero sin mostrar ninguna solución a las pretensiones, solo decir el problema y esperar a que llueva del cielo para colgarse medallas que no les corresponden.

Al igual que con este Gobierno nos estamos dando cuenta de sus carencias. También los militares se están dando cuenta de la incompetencia de muchas asociaciones que anteponen viajes y fotos, a la seguridad de las personas que representan.

Dejar un comentario